La E.Coli, una bacteria con la que se debe tener mucho cuidado

La E.Coli es la abreviatura que se hace de la escherichia coli y es un tipo de bacteria la cual vive en el intestino, la gran mayoría de variaciones de esta bacteria son inofensivas, sin embargo algunos tipos de ella pueden producir diferentes enfermedades.

Lo que debes saber sobre la E.Coli

La E. coli O157:H7 es la que resulta ser más peligrosa pues produce una poderosa toxina conocida como Shiga la cual puede originar graves enfermedades tales como el síndrome Urémico Hemolítico lo que consecuentemente puede desencadenar un fallo renal.

Son muchas las personas que cada año se ven afectadas por esta bacteria y los expertos en la materia aún desconocen porque motivo esta bacteria provoca únicamente síntomas leves en la gran mayoría de las personas afectadas, esta ausencia o baja presencia de síntomas puede hace que no sea diagnosticado, haciendo que el problema se pase por alto.

En otros casos si puede presentar algunos síntomas, sin embargo cuando se dan el daño ya se está causando, por ejemplo, en otras personas produce la famosa Shiga y esta ataca a los glóbulos rojos haciendo que se produzca un daño en la fusión renal y de esa forma causar hemorragias.

Durante el periodo de incubación que suele ser entre 24 y 72 horas aproximadamente pueden llegar a presentarse dolores en la zona abdominal acompañados de una diarrea intensa que puede presentarse incluso con un sangrado.

Generalmente esta enfermedad en caso de ser diagnosticada, puede ser tratada de forma correcta y no dejara complicaciones ni secuelas graves, pero muchas personas, en especial cuando se trata de los niños y de los ancianos puede presentar una complicación que resulta grave.

Esta complicación se trata del síndrome hemolítico urémico el cual ataca a los riñones y puede incluso provocar la muerte sobre todo si la persona que padece el síndrome se encuentra inmunodeprimido.

El tratamiento de la E.Coli

Por lo general las personas que se ven afectadas con esta bacteria pueden recuperarse de forma espontánea en un plazo que ronda la semana alcanzando incluso los 10 días.

El objetivo principal del tratamiento es controlar los síntomas causados por la infección como la deshidratación y alteraciones electrolíticas que son producidas por la diarrea y los problemas renales en caso de presentarse.

Realmente no se ha conseguido demostrar que el uso de antibióticos sea efectivo para combatir este problema pues el daño principal parece que es causado por la toxina y no por la bacteria como tal.

El consumo de Bioxtron puede ser muy beneficioso, pues este es un tratamiento natural que induce la producción de células madre en el organismo, logrando restaurar el tejido dañado, revirtiendo así muchas de las peores dolencias.

Este tratamiento se encuentra elaborado con el extracto de un alga llamada Aphanizomenon Flos Aque (AFA), que gracias a los fotoquímicos que posee puede liberar en nuestro cuerpo células madre de la medula ósea, sin necesidad a recurrir a un embrión humano.

http://www.mallontv.com/

e.coli