¿Tienes hambre todo el tiempo?

Si eres de las personas que tiene hambre todo el tiempo y pasas toda la tarde picando, golosinas o pequeñas porciones de comida no saludables deberías empezar a pensar mejor en los alimentos que consumes y lo que esto le aporta a tu organismo.

A muchos les cuesta saciar la sensación de hambre recurrente durante todo el día. Sin embargo, ¿te has puesto a pensar si en realidad tienes hambre? Los seres humanos somos seres psicológicamente complejos y con frecuencia comemos con las emociones: si no tenemos nada que hacer, si estamos tristes o simplemente por un antojo al que no pudimos decir que no.

La sed se confunde a menudo con la sensación de hambre. Si acabas de comer y todavía tienes hambre, bebe un vaso de agua antes de comer más.

Si esta medida no es suficiente para calmar tu hambre, a continuación te damos una lista de los alimentos que pueden aumentar la sensación de saciedad:

Alimentos ricos en fibras: aumenta la sensación de saciedad y puede ayudarte a perder peso. Consume más avena, granos enteros, legumbres, cereales, panes integrales y tallos de verdura. Consumir avena al desayuno te mantiene satisfecho por un largo tiempo, gracias a la fibra soluble que redirige de una forma más lenta y efectiva los nutrientes.

Frutos secos, semillas y granos: además de ser un snack muy saludable, los alimentos como  la nuez, avellana, almendras, aportan fibra, proteínas y grasas naturales ideales para merendar a media mañana o tarde. Por ejemplo las almendras es uno de los frutos secos más saludables y apetecidos por la mayoría.

Frutas de agua: debido a que muchas personas confunden el hambre con la sed, una salida para evitar esa sensación es que consumas frutas de agua como la piña, la sandía, el melón, piña y papaya, que están compuestas por mucha agua y tienen pocas calorías.

Queso: esta es una excelente fuente de calcio y permite regular la presión arterial. Lo ideal es que los consumas bajos en calorías o elaborados con leche descremada.

Verduras: algunos de los vegetales que aportan mayor saciedad son la calabaza, el brócoli y la papa. Inclúyelas más en tu dieta, pero mucho cuidado, nada de frituras.

Ahora que sabes que estos alimentos pueden ayudarte a disminuir el hambre, es hora de tomar buenas decisiones al consumirlos de manera adecuada.

http://www.mallontv.com/

hambre_constante